Crònica de un concierto.

Chelas, mojitos, cubas.
Discucion variada que no este en el resto de subforos mientras estamos tomando algo entre cuates
Responder
Pantera Negra
Indigente
Mensajes: 17
Registrado: Vie, 21 Jun 2019, 18:25

Crònica de un concierto.

Mensaje por Pantera Negra » Mié, 31 Jul 2019, 16:23

Hacía una mañana despejada. El ambiente en las islas de C.U. era agradable.

Pantera Negra se paseaba de incógnito por entre estudiantes y adultos de toda clase. Decidió tomar sitio en la parte delantera, al pié del estrado de artistas.

Un par de horas de espera, ¿que mas da?; ser prole tiene sus desventajas, y sus ventajas también, pero en la actualidad las desventajas son mas. O quizá siempre ha sido así.

La primer artista, quien abrió el concierto fue Lety Servín. Una chica simpática, con estilo propio y una gran voz. Destinada a ser una gran cantautora, si bien no tendrá la voz educada de Natalia Lafourcade, tiene mucha mayor potencia y control de tonos altos; aunque no usa mucho de ello.

Su mejor canción sin duda "el colibrí", que escribió para su hijo.

Le siguió Fernando Delgadillo, el cual no me es simpático por su manera de ser y de desenvolverse en el escenario; pero tiene un par de rolas buenas, clásicas ya, "hoy ten miedo de mi", y entre chairos y fifís, digo "entre pairos y derivas". No hay mucho que contar de su actuación.

Luego tocó el turno a Inti Illimani, un grupo clásico chileno, al cual hay que conocer para apreciar. A mi juicio no son tantos sus buenos temas, pero los que sí lo son en verdad son muy buenos, por ejemplo esa de "el pueblo unido", la cual nos prendió a todos. Cantando y levantando el puño retador.

Con Inti Illimani cantó Isabel Parra, hija de la gran Violeta; y la hija de Isabel, Tita Parra, nieta de Violeta. Son buenas cantantes, a secas; quizá les falte la chispa creadora de Violeta, pero eso no es cosa de querer. Sino de nacer con esa estrella, con ese talento.

Luego vino la actuación de Oscar Chavez, nuestro viejo trovador que es, ante todo, intérprete. Muy pocas rolas compuestas por él, entre ellas su clásico "por tí".

Mas lo que yo siempre reprocho a este gran cantor, es no haber incluído dentro de su rescatador repertorio, a nuestros viejos y proletarios izquierdistas; como por ejemplo las letras y música de José Molina.

En fin. Oscar tiene su historia, la ha hecho a su manera; ha creado su fama y su prestigio; pero repito, limitado y excluyente a mi juicio. Sin embargo, una gran voz y estilo de nuestro ya anciano Oscar Chávez.

Cerró el concierto el brasileño Caetano Veloso. Intérprete de la sensualidad brasileña, rítmica y alegre a la vez; a ratos monótona. Pero la calidad de Caetano, su buena voz, rescata cada una de las rolas que interpreta.

Le acompañaron sus tres hijos, aprendices de artistas; no así el mayor de ellos que tiene buena calidad para hacerse su propio camino.

El ritmo contagioso de su música, aderezado con el sensual baile de estudiantes y familiares brasileños, presentes entre el público del concierto; dieron un toque especial al cierre del concierto. Algo diferente a lo que solemos ver en los conciertos en general, en este país.

Terminé el concierto mareado, por el calor y por las feromonas que flotaban en el ambiente, y se introducian en mis sensibles sentidos. Tuve que hacer un gran esfuerzo para retirarme tal como llegué, solo y con un perfil bajo. Tal como soy yo.

Pero contento, satisfecho yo. Con esta propuesta del gobierno de la Ciudad de México y de la U.N.A.M. A decir verdad, el hecho de reabrir C.U. a la música, a la trova en particular; y esa firma en los carteles de propaganda que rezaba "entrada libre siempre" o algo así. Son cosas que me decidieron a hacer a un lado la misantropía, y acudir al concierto.

Y no por jodido, por que me duela el codo para pagar por ver. Sino porque lo prole es así, así debe ser. De otra manera no es lo que debería ser. Es un buen signo, una buena señal de este gobierno actual.

Caramba y zamba la cosa.


Avatar de Usuario
VINCENT
chalan
Mensajes: 87
Registrado: Lun, 31 Jul 2017, 20:34
Ubicación: Tanga-mandapio

Re: Crònica de un concierto.

Mensaje por VINCENT » Jue, 01 Ago 2019, 21:54

.

Hace años que no voy a un evento en las Islas de C.U. El último donde participé fue una de aquellas memorables "mega-pedas". Una borrachera colectiva hasta bien entrada la tarde del día siguiente.

Y tambíén aquella vez fui solo. Ya era un egresado y por casualidad pasé por esa zona después de visitar a mi novia de entonces que laboraba en Rectoría.
No hice otra cosa que beber. Cerveza. Por "suerte" muy cerca de allí unos acomedidos habían establecido pequeñas carpas o tienditas con hieleras y mesas para vender six packs, caguamas, micheladas, botanas, cigarros y todo lo que suele requerirse para una peda. Incluso droga, que no era proporcionada con descaro por el changarro aquel, sino por un notable grupo de coyotes que merodeaban la plaza.

Así que dejé a mi novia en su trabajo y me fui a emborrachar con aquella comunidad variopinta. Allí estaban el catedrático novel, el fósil de Medicina, el trabajador afiliado al STUNAM, la trabajadora social de la Facultad de Química, visitantes de varios CCH, las hermosas pre-arquitectas y los horribles pre-ingenieros... Había un poco de todo.

Y aquella vez el show no incluyó siquiera al aburrido Delgado Fernandillo ni al caifán Chávez... El show lo hicieron (¿hicimos?) los asistontos, los borrachines que nos juntamos a beber por convocatoria vaya usted a saber de quién. Porque no faltó el grupete de colegas que llevara una guitarra, unas bocinas, algo para escuchar algo de música. Ni faltó la parejita de novios que escenificara un coito cuasi completo revolcándose allí en el césped. Tampoco faltó el "ingeniebrio" que, al calor del vaho etílico y a falta de "voluntarias", se decidiera a bailar con otro colega (eso sí, muy machos ambos) al ritmo de quebradita, de salsa o de reguetón. Y menos iba a faltar la chica destrampada que se quitara la blusa y luego cualquier otra prenda a solicitud de sus compañeritos de clan. Todo eso y mucho más me hizo la tarde-noche en aquel día inolvidable para mí.

Es lamentable que tan hermosa tradición universitaria se haya perdido. Porque al parecer dicho evento quedó prohibido por decretazo del doctor Narro a su paso por la rectoría de la "máxima casa de estupros". Es lamentable porque, pese a la supuesta "mala imagen" que los universitarios pudiésemos proyectar en dichas bacanales, aquello era también una celebración de la libertad, la autonomía y la extraterritorialidad de nuestra amada UNAM. Es lamentable que hoy tenga que platicarles a mis hijos lo bien que me la pasaba en mis tiempos de pre y posgrado, y que ellos comparen esos tiempos con los de ahora, donde no se puede beber a gusto en ningún lugar, por la maldita inseguridad.

Saludos, Panther.

.
.


Imagen



.
Pantera Negra
Indigente
Mensajes: 17
Registrado: Vie, 21 Jun 2019, 18:25

Sin crónica de este concierto.

Mensaje por Pantera Negra » Dom, 03 Nov 2019, 16:16

Después de 15 años ha vuelto a México Nacha Guevara. Estuvo en el teatro Esperanza Iris de la Ciudad de México, luego en Guadalajara en su teatro Galerias. Y cierra gira de conciertos en Monterrey, a lo que recuerdo de su página en facebook.

Ni ahora, ni hace quince años, ni mucho menos hace alrededor de 40 años en sus visitas a México, he asistido a concierto alguno de ella. No así nuestro "privilegiado" amigo el señor chinguiñas, alias Jacobo Casal, quien sí tuvo "el privilegio de asistir" a alguno de aquellos conciertos; no se si lo habrá hecho ahora en estos últimos.

¿Porqué yo no?. Porque yo no me presto para enriquecer a nadie a través de comprar el arte, o su arte; sean discos, conciertos, lo que sea. Tampoco pretendo que me regalen tales cosas. Mi razonamiento es mas o menos el siguiente:

Un artista crea. Algunos crean gran arte, una gran pintura, una gran canción o una magistral interpretación. Grandes esculturas, películas, objetos artísticos, en fin. Y al realizar ese trabajo espera una remuneración que le de para vivir con holgura. Hasta ahí todo normal y correcto.

El problema para mi empieza cuando una vez rebasado cierto límite, el o los artistas pretenden hacer caso omiso de ese límite. Y siguen cobrando como si nada, evitando por lo general regalar algo de su arte. Así por ejemplo una banda "clásica" como los Rolling Stones, prevaleciente por muchísimo tiempo, sigue cobrando caro sus conciertos. Y habiendo rebasado hace pero muchos años ese límite al que me refiero, siguen malagradecidamente cobrando y cobrando como siempre.

Cuando un artista, el que sea, rebasa ese límite; por lo general es cuando empieza a pervertirse. A pervertir la mayoría de las cosas en su vida. Y por ejemplo, en el ejemplo que nos ocupa valga la redundancia; es natural que a Nacha Guevara, la tilden de haberse aburguesado, mercantilizado, de haber pervertido en resumen la imagen que vendió hace 40 años.

Por esa razón yo asisto a los regalos que llega a dar un artista de mi agrado. Vi a Pablo Milanés, a los Nacos en su momento, y a este último referido en el primer mensaje de este tema. Cuando un artista se desmercantiliza un poco, es que me acerco a él.

Aún así, estoy plenamente conciente que no asisten gratuitamente. Les paga alguna institución, algún gobierno, alguna organización. Sin embargo, el gesto de convocar a la prole a disfrutar el arte de cualquier artista, gratuita y altruistamente; esa es la miel que me atrae.

Soy fan de muchos artistas, algunos mas que otros como es el caso de Nacha. Pero nunca pagaría por comprar su arte. Muy en el fondo, en un rincón del alma cantaría Alberto Cortéz, me queda un dejo emocional en el que siento que pagar por el arte es como pagar por comprar la belleza de una mujer para el goce personal de ella; una manera de la prostitución.

Yo miro artistas una vez que rebasaron el límite, y lo entendieron y compartieron agradecidos su arte. Para mi esos son los dos grandes momentos de un artista: cuando comienza con su entrega; y cuando consagrado vuelve a entregar su obra con el amor de la primera vez.

Lo demás no me es relevante.
Responder
    • Está desconectado.